Política 12-11-2019

Clérigos iraquíes condenan interferencia de EEUU en elecciones

La oficina del máximo clérigo chií de Irak, el gran ayatolá Seyed Ali Sistani, ha emitido este lunes un comunicado en el que rechaza la interferencia extranjera en Irak y que el país se convierta en un escenario de “ajuste de cuentas” entre las potencias regionales e internacionales.

Las declaraciones de la máxima autoridad religiosa se producen después de que Washington instara el domingo a Bagdad a realizar elecciones anticipadas y ejecutar reformas electorales en el país árabe.

De otro lado, el líder del Movimiento Sadr de Irak, Muqtada al-Sadr, también ha manifestado su oposición a que se realicen elecciones anticipadas. “No permaneceremos en silencio sobre las elecciones anticipadas lideradas por Estados Unidos”, ha sostenido tras subrayar que Irak no necesita de países “arrogantes”.

“Si Estados Unidos interfiere una vez más, este será el final de su presencia (en Irak) a través de protestas de millones de personas con órdenes directas de nosotros (…). No permitiremos que Irak se convierta en un campo de batalla como Siria”, ha advertido Al-Sadr.

Sobre los problemas internos de Irak, el ayatolá Sistani, ha expresado su preocupación de que la élite política no se toma en serio la implementación de reformas frente a los disturbios masivos. “Si el Ejecutivo, Legislativo y Judicial no pueden implementar las reformas, deberían adoptar un enfoque diferente en un tiempo razonable”, ha sugerido.

La autoridad religiosa en Irak también ha condenado a quienes participaron en protestas pacíficas en contra de la ley y ha dicho que la violencia contra las protestas pacíficas y el arresto de los manifestantes deben ser rechazados.

Irak ya ha planteado varias reformas para responder a las demandas de los manifestantes. Es más el presidente iraquí, Barham Saleh, ha informado de la celebración de elecciones anticipadas bajo el auspicio de una nueva ley electoral más justa e integral y ha anunciado que el primer ministro del país, Adel Abdul-Mahdi, está dispuesto a dimitir si los bloques en el Parlamento se ponen de acuerdo sobre un sustituto.

La injerencia de EE.UU. es visible en las recientes protestas en Irak. Una parte de los iraquíes protestaban contra la falta de electricidad en las provincias sureñas, pero no tomaron en consideración cómo rentabilizaría Washington las protestas.

Hispantv.