Análisis 17-01-2019

EEUU investiga a Huawei por “robo de secretos comerciales”

La Justicia de EE.UU. emprende una investigación criminal de la empresa china Huawei por el supuesto robo de secretos industriales de empresas estadounidenses.

“La investigación surgió en parte debido a demandas civiles presentadas contra Huawei, incluyendo una en la que un jurado de (la ciudad de) Seattle (oeste), halló a Huawei responsable de malversar tecnología robótica del laboratorio Belleveue de T-Mobile en (el estado) de Washington”, publicó el miércoles el diario estadounidense The Wall Street Journal.

La investigación podrá resultar “próximamente” en un veredicto contra la empresa de telecomunicaciones china, pero el Departamento de Justicia, que lleva a cabo la pesquisa se ha negado a comentar sobre el asunto.

Por su parte, un portavoz de Huawei también se negó a responder a las preguntas sobre la investigación federal estadounidense, pero aclaró que Huawei y T-Mobile “resolvieron su disputa en 2017 tras un veredicto de jurado de EE.UU., que no hallo daños ni enriquecimiento injusto ni conducta maliciosa intencional por Huawei”.

El rotativo indica que el robo de información industrial incluía datos tecnológicos para el testeo de teléfonos móviles de la empresa rival estadounidense.

Esta medida forma parte del incremento de presiones de la Administración del presidente estadounidense, Donald Trump, contra China en múltiples frentes, por supuesto espionaje, robo de propiedad intelectual y transferencia de tecnología por parte de Pekín.

En esta línea, las autoridades estadounidenses ordenaron la detención de la vicepresidente de Huawei, Meng Wanzhou, el pasado 1 de diciembre en el aeropuerto de la ciudad de Vancouver, en el suroeste de Canadá.

El Gobierno estadounidense asimismo ha prohibido el uso de equipamiento de Huawei en sus principales redes y computadoras gubernamentales por preocupaciones sobre su uso para el espionaje, acusaciones rechazadas por la empresa china.

Todo esto coincide con la guerra arancelaria emprendida por Washington contra Pekín, y que podría escalar pese a la tregua pactada recientemente entre el presidente estadounidense, Donald Trump, y su par chino, Xi Jinping, al margen de la reciente cumbre del G20 en Argentina.

HISPANTV