Economía 31-10-2019

El crecimiento en España se mantiene estable al 0,4% en el tercer trimestre

El Producto Interior Bruto (PIB) de España se mantuvo estable y creció un 0,4% en el tercer trimestre con relación al precedente, según cifras provisionales publicadas este jueves, horas antes del inicio de la campaña para las elecciones legislativas.

En términos anuales, el crecimiento fue del 2%, como en el segundo trimestre, según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE).

Este organismo revisó a la baja las cifras del segundo trimestre el 30 de septiembre: un 0,4% de crecimiento trimestral contra el 0,5% estimado en julio y un 2% anual contra el 2,3% calculado anteriormente.

Estas cifras confirman la desaceleración de la cuarta economía de la zona euro que llevó al gobierno español y al banco central a moderar sus previsiones de crecimiento.

El Banco de España augura un aumento del 2% del PIB este año, cuando antes estimaba un 2,4%, y el gobierno redujo su previsión del 2,2% al 2,1%.

En un contexto de enfriamiento económico mundial, de los dos puntos del crecimiento anual, 1,8 proceden del mercado interno y solo 0,2 del externo cuando, en el trimestre anterior, ambos habían contribuido por igual al aumento del PIB.

"A nosotros claro que nos afecta la buena o la mala marcha de Alemania, el atropello arancelario que pueda plantear Estados Unidos a la UE o la guerra comercial con China", reconoció el miércoles el jefe de gobierno en funciones Pedro Sánchez (PSOE).

Pero "la economía española está creciendo por encima de la media europea [0,2% en el segundo trimestre], seguimos creando empleo, se está reduciendo el déficit público y también la deuda pública", puntualizó.

Estas estadísticas llegan a pocas horas del comienzo a medianoche del jueves al viernes de la campaña para las elecciones legislativas del 10 de noviembre, fruto del bloqueo político en que se sumió el país tras los comicios de abril.

Sánchez ganó esa contienda pero sin mayoría absoluta y no consiguió los apoyos necesarios en un Congreso muy fragmentado para ser nuevamente investido jefe de gobierno.

Los sondeos lo ubican nuevamente como favorito aunque la oposición le recorta distancias reprochándole la desaceleración económica y los disturbios en Cataluña por las altas penas de prisión de nueve dirigentes separatistas.

AFP