Política 15-08-2018

Mattis arremete contra Brasil por reforzar relaciones con China

El secretario de Defensa estadounidense, James Mattis, llama a Brasil a tener cuidado al escoger sus socios, en alusión a China, y a estrechar lazos con EE.UU.

EE.UU. y los países de Latinoamérica, en especial Brasil, “tienen intereses basados en una historia compartida en términos geográficos, democráticos”, ha destacado este martes Mattis, en un velado esfuerzo por minar la creciente influencia de China en la región.

“Otros no pueden decir lo mismo con credibilidad”, ha agregado el funcionario estadounidense en declaraciones durante un acto en una escuela militar de Río de Janeiro, Brasil, donde inicia una gira que prosigue en Argentina, Chile y Colombia.

Previamente, en declaraciones en su vuelo hacia Brasil, reproducidas por el diario brasileño O Globo, Mattis ya había destacado los “valores democráticos” compartidos entre Washington y América Latina, comparándolos con los que tiene esta región con sus rivales China y Rusia.

Asimismo, en una entrevista con el mismo periódico, el homólogo brasileño de Mattis, Joaquim Silva e Luna, ha explicado que en la reunión que sostuvo el lunes con el jefe del Pentágono, la parte estadounidense le advirtió de “la dependencia tecnológica e incluso económica de países que no están alineados con nuestra forma democrática de proceder”, en alusión a China.

Mattis manifestó a Silva e Luna la “importancia de escoger a los socios”, puesto que, a su modo de ver, hay muchas formas de que un país pierda su soberanía.

En otra parte de sus declaraciones de este martes, el jefe del Pentágono también ha expresado la disposición de Washington para alcanzar una “relación más fuerte” con Brasil, en particular, por el uso de la base militar espacial de Alcántara (en el estado de Maranhao, noreste de Brasil).

La base de Alcántara se considera estratégica para el lanzamiento de cohetes espaciales, ya que está muy cerca de la línea del Ecuador, lo que permite colocar satélites en órbita más rápidamente, ahorrando combustible y dinero.

Anteriormente, la mencionada base generó muchas polémicas en Brasil, ya que según los medios del país, el presidente Michel Temer, en un acto de “traición”, planeaba cederla a Estados Unidos.

Hispantv