Política 14-11-2018

Oposición boliviana no logra inscribir frente electoral único contra Evo Morales

La oposición conservadora boliviana dejó pasar una de sus últimas oportunidades de conformar un frente único contra la reelección del presidente Evo Morales, al cerrarse el registro de alianzas para las elecciones primarias de enero venidero.

El Tribunal Supremo Electoral había registrado sólo dos alianzas cuando venció el plazo legal a la medianoche del martes 13 de noviembre: Comunidad Ciudadana, que postulará al expresidente neoliberal Carlos Mesa (2003-2005), y Bolivia dijo No, liderada por el gobernador del departamento de Santa Cruz, Rubén Costas, y el empresario Samuel Doria Medina, aún sin candidato definido.

"Algunas actitudes caudillistas han impedido un acuerdo global, pero aún queda la remota posibilidad de un acuerdo opositor hasta el 28 de noviembre, cuando deben ser inscritos los candidatos", dijo a reporteros el diputado Wilson Santamaría, de Bolivia dijo No.

El cierre del registro de alianzas confirmó el fracaso de las negociaciones que en las últimas semanas realizaron los líderes de la oposición, pese a sus coincidentes demandas de unidad como clave para impedir que el izquierdista Morales, quien gobierna desde 2006, gane un cuarto mandato consecutivo.

Mesa, el primero en lanzar su precandidatura presidencial hace más de un mes, no pudo ganar el respaldo de los principales partidos de oposición y, a falta de organización propia, terminó inscribiéndose en el minúsculo Frente Revolucionario de Izquierda (FRI), un desprendimiento del Partido Comunista.

El expresidente usó esta sigla para conformar Comunidad Ciudadana con el partido regional Solidaridad del alcalde de La Paz, Luis Revilla.

Costas y Doria Medina, en cambio, se unieron en la Alianza Bolivia dijo No como cabezas de los dos mayores partidos actuales de la oposición, Demócratas y Unidad Nacional respectivamente, que tienen representación en la Asamblea Plurinacional (parlamento) y controlan la gobernación cruceña y varios municipios.

Ante la confirmación de estas alianzas, los otros tres partidos opositores interesados en el proceso electoral —la populista Unidad Cívica Solidaridad, el histórico neoliberal Movimiento Nacionalista Revolucionario y el Partido Demócrata Cristiano— dijeron que presentarán sendas candidaturas.

Por su parte, el Movimiento Al Socialismo de Morales decidió repetir su práctica de concurrir a las elecciones en solitario, aunque en alianza con organizaciones sindicales, indígenas y vecinales.

Pese a no lograr por ahora el objetivo de candidatura única, los opositores seguían coincidiendo en el rechazo a la reelección de Morales como eje de sus propuestas electorales.

"El país lo que está esperando es no más Evo Morales", proclamó Mesa tras registrar a su alianza.

La Alianza Bolivia dijo No, que se apropió de la consigna opositora referida a un referendo de 2016 que rechazó la repostulación de Morales, publicó en las redes sociales su mensaje de presentación en el que se ofrece "llevar el grito de la calle al Gobierno de la nación".

Este frente aún no ha definido a sus aspirantes a la presidencia y vicepresidencia del Estado.

Los candidatos para las elecciones primarias de partidos o alianzas deben ser inscritos hasta el 28 de noviembre, confirmó el Tribunal Electoral.

Los ganadores de esas primarias serán los únicos habilitados para competir en la elección presidencial de octubre de 2019.

SPUTNIK