Política 20-06-2019

Putin niega pacto con EEUU en Siria: Rusia no vende a sus socios

El presidente ruso, Vladimir Putin, ha asegurado que no firmará ningún acuerdo con EE.UU. con respecto a Siria, país aliado de Moscú.

“¿Qué significa ‘acuerdo’? Es alguna actividad comercial, acciones. No vendemos a nuestros socios, ni nuestros intereses, ni nuestros principios. Se puede negociar con nuestros socios sobre la solución a distintos problemas actuales”, ha dejado claro este jueves el jefe del Estado ruso.

En declaraciones formuladas en la conferencia televisada “Línea directa” con los ciudadanos en Moscú (capital rusa), Putin ha indicado que Moscú está dispuesto a negociar una transición política en Siria con todas las partes interesadas. “¿Se puede hacer esto? Creo que sí, siempre que haya buena voluntad de todos los involucrados en el conflicto”, ha matizado.

Por otro lado, el mandatario ruso ha destacado a Irán y Turquía como los importantes socios para el arreglo de la crisis en Siria, al tiempo que ha criticado que países como Estados Unidos, Egipto, Jordania y el régimen de Israel, entre otros, están implicados en lo que sucede en el país levantino.

Al recordar los impactos del conflicto sirio, desatado en 2011, Putin ha recordado que los países europeos se han visto afectados por la masiva ola de migración provocada por la guerra en el país árabe.

El líder ruso ha hecho énfasis en que Rusia, Irán y Turquía, así como otros a países, deberían trabajar juntos para alcanzar alguna solución para solventar la situación en Siria mediante la creación de una Comisión Constituyente. “Tenemos que trabajar juntos en ello”, ha insistido.

Siria está sumergida desde marzo de 2011 en un conflicto provocado por grupos terroristas y armados patrocinados y apoyados desde EE.UU. y varis países árabes de la región. Según datos calculados por la Organización de las Naciones Unidas (ONU), la guerra ha dejado unos 400 000 muertos y millones de desplazados.

Transcurridos ocho años del inicio del conflicto, el Ejército sirio, apoyado por Irán y la aviación militar rusa, ha derrotado a la mayoría de las bandas extremistas, entre las que se destaca el EIIL (Daesh, en árabe) y ha liberado el grueso del país de elementos takfiríes.

En enero de 2017, Rusia, Irán y Turquía emprendieron proceso de Astaná (la capital kazaja) para acercar a todos los beligerantes del conflicto a la mesa en busca de una solución política como elemento complementario a las conversaciones de paz en Ginebra (Suiza) patrocinadas por la ONU.

Uno de los puntos más importantes acordados en el proceso de Astaná ha sido la formación de la Comisión Constituyente. La creación de este comité, que deberá diseñar una nueva Constitución siria, se acordó durante el Congreso de Diálogo Nacional sobre Siria, celebrado a inicios de 2018 en Sochi, en el marco del proceso de Astaná, desde donde se han acordado varias treguas para finalizar el conflicto que aqueja a Siria desde 2011.

Hispantv