Análisis 26-04-2019

WikiLeaks: "Las autoridades de EE.UU. quieren acusar a Assange de espionaje, lo que supone pena de muerte"

Este 11 de abril, Ecuador retiró el asilo diplomático y expulsó de su Embajada en Londres a Julian Assange, tras lo cual fue arrestado por la Policía británica y encarcelado en la prisión de Belmarsh.

"El Departamento de Justicia de Estados Unidos está intentando construir una acusación contra Julian Assange basada en la Ley de Espionaje. Las condenas en virtud de la Ley de espionaje pueden ser castigadas con la muerte", ha denunciado WikiLeaks a través de su cuenta de Twitter este viernes.

Este 11 de abril, el Gobierno de Ecuador retiró el asilo diplomático y expulsó de su Embajada en Londres al fundador de WikiLeaks, Julian Assange, quien permanecía en la sede diplomática desde junio de 2012. Una vez expulsado, Assange fue arrestado por la Policía británica y permanece ingresado en la prisión de Belmarsh, en el sudeste de la capital del Reino Unido.

Belmarsh, conocida como 'la Guantánamo de Gran Bretaña', es uno de los tres establecimientos de alta seguridad de Reino Unido, con una capacidad para un poco más de 900 prisioneros.

Después del arresto del fundador de WikiLeaks, desde Scotland Yard confirmaron que "Julian Assange ha sido arrestado en relación con una orden de extradición en nombre de las autoridades de Estados Unidos". El mismo día trascendió que la Justicia estadounidense acusa al periodista australiano de haber participado en actividades informáticas maliciosas en complicidad con Chelsea Manning, la exsoldado y exagente de inteligencia del Ejército de EE.UU. que suministró miles de documentos secretos a ese portal de filtraciones.

RT