Economía 18-02-2022

Comercio mundial reporta récord 28.5 billones de dólares en 2021

La Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (Unctad) informó este jueves que el comercio a nivel mundial registró en el año 2021 un récord de 28.5 billones de dólares en operaciones, un 25 por ciento más que en 2020.

Detalla la Unctad que ese volumen comercial significó además un 13 por ciento de alza con relación al 2019, año previo a la pandemia de Covid-19; debido entre otras cuestiones al incremento en las importaciones y exportaciones en la casi totalidad de las principales economías comerciales a nivel global hacia el cuatro trimestre de 2021.

Donde los volúmenes igualmente fijaron un tope de 5.8 billones de dólares; en tanto el rubro de servicios evidenció una recuperación más lenta respecto a los índices previos a la Covid-19 con 1.6 billones de dólares.

A lo que se agrega en su informe el hecho de que también evidenció un alza el comercio de bienes, fundamentalmente en los llamados países en desarrollo con relación a los desarrollados; así como también el impulso alcanzado por las exportaciones en el último trimestre del año pasado.

Las cuales se comportaron en el orden del 35 por ciento en naciones en desarrollo, por el 19 de las economías desarrolladas; con el sector energético, los metales, los productos químicos y los farmacéuticos, como los de mayores criterios evolutivos.

De igual manera pormenorizó el ente comercial que en los 12 meses previos se reportó un ascenso del 43 por ciento en las exportaciones chinas; en tanto en Estados Unidos, la Unión Europea y Japón la tendencia creciente fue más moderada, con respectivos 12, diez y seis puntos porcentuales.

Respecto al posible comportamiento de las variables comerciales para este 2022 la Unctad prevé ascensos inferiores a los precedentes, condicionados por factores como la continuada presión en las cadenas de suministro y los niveles récord que pudiera alcanzar la deuda mundial.

Sin dejar de tener en cuenta los niveles inflacionarios en las principales potencias económicas como Estados Unidos; la burbuja inmobiliaria en China; y la urgencia de transitar hacia una economía más verde, lo cual implicaría una mayor demanda de materias primas como el cobalto, o el litio.

Fuente: Telesur