Mundo 27-04-2021

El Gobierno de España confirma el asesinato de los dos periodistas desaparecidos en Burkina Faso

La ministra de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya, ha confirmado este martes el asesinato de los dos periodistas españoles que habían sido dados por desaparecidos en Burkina Faso desde este lunes tras el ataque de un grupo armado. Se trataría de David Beriain y Roberto Fraile.

Los fallecidos trabajaban en un documental sobre los operativos que organiza Burkina Faso para proteger los parques naturales contra la caza furtiva y sobre las comunidades humanas asentadas en estos parques.


"Ayer lunes, 26 de septiembre, se perdió el contacto con un grupo de personas, alrededor de 40, que se encontraban en un parque natural en la frontera de Burkina Faso y Benín", ha detallado González Laya. El grupo habría recibido un ataque de personas armadas no identificadas que se saldó con tres heridos y cuatro desaparecidos.

La ofensiva, que tuvo lugar cerca de la localidad de Pama, capital de la provincia de Kompienga (en el suroeste del país), también concluyó con el robo por parte de los asaltantes de armamento y equipamiento, como dos ametralladoras montadas sobre vehículo, un dron, doce motocicletas y receptores de frecuencia.


La ministra ha explicado que entre los desaparecidos se encontraban los dos españoles, además de un ciudadano irlandés y uno de Burkina Faso, miembro de las fuerzas de seguridad locales. "Es una zona peligrosa por ser campo de operación habitual de grupos terroristas, de furtivos, de bandidos y de grupos yihadistas", ha afirmado.

"La información sobre lo que ocurrió es confusa. Hemos estado desde entonces en contacto permanente con las autoridades", ha advertido González Laya. Aunque ha señalado que aún falta la última confirmación, todo apunta a que los cuatro cadáveres encontrados serían los de los desaparecidos, entre los que estarían los dos españoles.

Los medios locales del país africano ya habían apuntado que los desaparecidos habrían sido secuestrados durante el ataque registrado en el sureste del país y posteriormente ejecutados.

Repunte de la violencia en Burkina Faso

Este país africano, al igual que una buena parte de la región del Sahel, ha sufrido un aumento de la violencia durante los últimos años, concentrada especialmente en el este y el norte.

Así, se ha asistido a un repunte de ataques perpetrados por grupos yihadistas, como la rama de Al Qaeda en el Sahel, el Grupo para el Apoyo del Islam y los Musulmanes (JNIM) o el Estado islámico en el Gran Sáhara (ISGS).

Este lunes el Ejército burkinés confirmaba que durante la última semana habían fallecido cuatro militares y dos supuestos terroristas en el marco de operaciones antiterroristas, mientras que el primer ministro, Christophe Dabiré, desde hace dos meses ha abierto las puertas a un posible diálogo con los terroristas.

Esta situación ha dado lugar a una grave crisis de migración con millones de desplazados. En total, el Sahel alberga a tres millones de personas entre refugiados y desplazados internos.

Fuente: RT Noticias